domingo, 21 de noviembre de 2010

Angui, la anguila

Hoy es un día triste.

Ha muerto mi anguila (bueno, técnicamente la anguila de mi novio). Era conocida como “Angui”. Era una buena anguila: mansa, no se peleaba con otros peces y daba mucha alegría al acuario. Se movía de un lado para otro, contorneándose, era realmente hipnotizante. Subía y bajaba, daba vueltas, serpenteaba, hacia burbujitas. ¡Qué simpática era!

Murió porque saltó fuera del acuario. Otra vez ya lo había hecho y, aunque tardó, se recupero al volver al agua. Esta vez ha sido demasiado tarde.

Ahora el acuario se ha quedado triste y vacio, mientras Angui flota en un bote con formol.

Un minuto de silencio por Angui, la anguila de acuario dulce más salada que ha nadado en mi casa.

6 comentarios:

Akiko-chan dijo...

Anguilas... por qué... las exterminaré a todas!!! ¬¬
(disculpa, es que tengo serios problemas con la especie de mi proyecto... xD)

Teté dijo...

¿Por que? T^T Con lo simpatica que era mi anguilita...

Humor sobre nada dijo...

Qué lástima... Bueno. De seguro tuvo una buena vida con ustedes.

Teté dijo...

Si, supongo que si se movia tanto seria porque era feliz. Pobrecilla :(

Akiko-chan dijo...

La tuya no sé, pero yo estoy por exterminar a todo el género Anguilla del mundo... culpa del proyecto de curso, que lo estamos haciendo obligado sobre el cultivo de la anguila y la estamos odiando mucho... xD

Teté dijo...

Jajaja, pobres anguilitas, ¡que culpa tendran de que te obliguen a estudiarlas! Piensa que si no fuera la anguila seria otro bicho, asi que "pal" caso... Pero bueno, que se te de bien el proyecto :D