miércoles, 11 de enero de 2012

Rebajas 2012


Hoy os traigo la edición de “Rebajas” de este año. (Las otras ediciones las tenéis aquí, aquí, y aquí).
Y es que las rebajas es un mundo complejo que tan solo estoy descubriendo. Tienen su parte buena (¡Hala! ¡Rebajas! ¡Vamos a comprar como si fuera el último día!), y que conste que no estoy en contra del consumismo: adoro el consumismo, el consumismo mueve el país, sin consumismo la economía se estancaría, la población tiene que comprar. Pero como todo, tiene su parte mala. Sí, vengo a quejarme de nuevo. Ya me conocéis, ¿en serio os sorprende?

En fin, como todos sabéis, soy dependienta (bueno, oficialmente, ayudante de dependiente, lo que quiere decir que hago lo mismo que un dependiente, pero cobrando menos) en una zapatería. Para la gente que estamos trabajando detrás de este grandioso fenómeno que son las rebajas, la semana anterior al primer día de las rebajas es una locura: sacarlo todo, aunque esté más que olvidado y lleve veinte años en el almacén muriéndose de risa, ponerle las pegatinitas de las narices con el precio del antes y del ahora, preparar las exposiciones en tiempo record (el día antes de las rebajas no puede haber nada rebajado y el primer día de las rebajas tiene que estar todo), preparar los escaparates, etc.

Pero si preparar las rebajas es una locura, las rebajas en sí lo son cien veces más, sobre todo la primera semana.

-----------------------------------

Lo que más me molesta, después de todo el trabajo que supone preparar las rebajas son las quejas de los clientes:

Señora (S): ¿Tienes este en mi número?
Teté (T): Pues como no me diga cuál es su número… (yo adivina no soy)
S: el 37
T *tecleo en el ordenador*: No, el 37 no me queda.
S: ¿Y cómo es que no tienes el 37?

¿Qué quieres que responda a esa pregunta? En serio… ¿acaso esperas que te responda “No, mire, señora, es que no hemos traído el 37 para joderla a usted”? Pues si no queda el 37 será porque se ha vendido. Ese zapato en el 37 hace cinco meses estaba aquí… ¡haber venido antes!

-----------------------------------

Y luego las quejas sobre el precio:

Señora (S): Oye, niña, ¿este precio está bien?

Te lo enseñan, y ves la pegatinita (una de esas que les hemos tenido que poner a cada uno de los zapatos): ANTES: 130€; AHORA: 125€

Teté: Sí, señora, el precio está bien. Con la rebaja se queda en 125€.
S: ¿Y cómo es que lo rebajáis tan poco?

¡Y yo qué sé! Ni que fuera yo la que pone el precio, eso es decisión del jefe. Así que, señora, el precio es de 125€: si le gusta, bien, y si no, pues lo deja.

S: ¿Y no me puedes hacer una rebajita?

La “rebajita” ya está hecha.

T: No, señora, yo el precio no lo puedo tocar.
S: Anda, un poquito. Es que si estuviera a 100€ sí que me los llevaba, pero por 125€ me parece mucho.
T: No, señora, que si no me lo quitan a mí del sueldo.

Pues mira, no sé si será verdad, pero yo no tiento a la suerte…

S: Ah, bueno, niña, pónmelos, me los tendré que llevar.

Que conste que yo no obligo a nadie a llevarse un zapato que no se quieren llevar. Ellas se lo van a llevar sí o sí, pero si pueden rascar algo…

S: Bueno, y con lo que me gasto, ya me podrías hacer un regalito, ¿no?

Maximum ¬¬. Lo peor de todo es que esto te lo dicen las que se dejan cien euros, como las que se dejan veinte. Te dan ganas de decirle: “¿una patada en el culo como regalito le parece bien?” o vacilarlas diciéndoles “sí, señora, mire, como regalo esta preciosa, nueva y flagrante bolsa de plástico para llevar sus zapatos nuevos.”

-----------------------------------

Si es que rapiñan de donde pueden. Algunas con estas artimañas, pero otras son más listas. Te cambian la pegatina del precio de uno y te lo ponen en otro más caro.

S: Oye, ¿a qué precio se queda este?

Si le has quitado la pegatina del precio original, y has estado cuarto de hora buscando un zapato más barato para ponerle esa pegatina, sabes bien el precio.

T: Con la rebaja se quedan a 80€.
S: Pero aquí pone que 50€.

Miras la pegatina, y como en la pegatina pone, no solo el precio, sino también la referencia del zapato (se creen que somos tontos), la miras con cara de “no me toques las narices” o “sé perfectamente lo que has hecho”, y le dices:

T: No, esta pegatina no corresponde a este zapato. “Alguien” la habrá cambiado.

¡Toma indirecta! ¿Qué te crees? ¿Qué no te he visto mirando los zapatos uno a uno, con el otro en la mano, para ver por cuál cambias la pegatina? Son demasiado listas. Listas y retorcidas. Si no te cambian la pegatina, te hacen sacarles los dos pares de zapatos (el más caro y el más barato) y los cambian de caja, con la intención de llevarse el más caro en la caja del más barato con el precio de este último.

-----------------------------------

Otras son más simples y aprovechan la confusión de la tienda llena para meterse el par de zapatos en el carrito de la compra “accidentalmente”. Afortunadamente, estas son las que menos: sólo son casos aislados.

Pero imaginaos que todas estas triquiñuelas no te la hace una señora, sino cinco a la vez. Vamos, que en esta época no sólo tengo que hacer de dependienta, sino que también de niñera de guardería, policía, vigilante…

Y todavía quedan casi dos meses de rebajas, ¡deseadme suerte!
Y vosotros... ¡Sed felices!

16 comentarios:

Gadirroja dijo...

jajaja Si que tienes batallitas! Trabajar de cara al público es lo que tiene, mi madre es dependienta y me cuenta cada cosa! BESOS!

Jessica Makeup-NoRules dijo...

No sabes como te entiendo!!! jajajaja
El tema de que cambien las pegatinas y todo el tema este me trae por la calle de la amargura!!! y muchas veces te toca hacerles el descuento que NO lleva porque se ponen cansinas que si es vuestro error que si tenemos que asumirlo etc etc y claro!!! que pasa que ahora usted cambia todas las pegatinas de sitio y yo tengo que asumir eso??? uff me enferman jejejejeje.

En mi caso no me hace falta mirar si tenemos o no por ordenador porque sabemos perfectamente lo que tenemos y aún así están los típicos clientes que te dicen uy pero míralo!!! No señora que sé lo que tengo y NO TENGO!! pero míralo!! ¬¬... jajajajaja

En fin... Que sé que algún día mi paciencia será recompensada jejejee.

ÁNIMO!!

Atonau dijo...

Fuerza amiga.... los tiempos duros pasan.... como un mar de tormentas humanas.... pero al final, además del cansancio, quedan las naecdotas y la sensación del trabajo bien hecho.... y las rizas de los que te leemos las anecdotas....
[un día fui a una tienda a comprarme unos calcetines con unos amigos, ellos me empezaron a poner sobreros en la cabeza...¿y este como te queda? preguntaba a cada rato.... finalmente compré mis calcetines y salimos de la tienda.... al subirme a la micro (trole, guagua o como se llame) para volver a casa, me dí cuenta que iva con un sombrero en la cabeza.... estaba robando sin darme cuenta.... al día siguiente fui a entregarlo.... me retaron y hasta llamaron a la policía para acusarme por robo.... después de eso, si me vuelve a pasar algo parecido.... no devuelvo ni la etiqueta....

Teté dijo...

Gadirroja: Estos son los casos que más se repiten, pero luego hay unos casos excepcionales que tienen tela. ¡Para bien y para mal! Que también hay gente muy maja...

Jessica: estuve el otro día leyendo en twitter el hagstag (no sé si se escribe así) de #frasesdedependientas y me estuve riendo como nunca (la mayoría las decía yo) como: "si no está ahí es que no queda..." o "te queda estupendamente" o "no tengo 38, pero tengo 37 y 39" XD
A mí también me pasa que algunos modelos te sabes que solo queda un 35 (por ejemplo), y te preguntan
"¿tienes un 38?"
"No, señora, sólo me queda el 35"
"¿Y el que tienes en el escaparate no es un 38?"
¬¬ Pues no, pues el del escaparate no es un 38. ¡Que mania le tienen al escaparate! Si no queda, no queda, ni en el escaparate ni en ningún lado...
¡Besos y bienvenida!

Atonau: Sí, si anécdotas no me faltan XD Tú por lo menos fuiste honesto y volviste a devolverlo, que la mayoría de la gente se lo hubiera quedado (¡sombrero gratis!)

Carmen dijo...

jeje me he reido mucho con tu post, si es que a veces vamos a comprar y somos muy impertinentes no nos damos cuenta que la persona que vende esta trabajando verdad?
besitos guapa y paciencia!!

Lunaria dijo...

jajajaj como es la gente xD

Mi amiga trabaja en Zara y me cuenta también cada historia de las clientas que es para flipar! xD

Esta stresada, tanto que prefiere poner pegatinas que atender a las clientas!

Besos y Animo !

Eva dijo...

Cuánta razón tienes, hay gente muy caradura!

besitos
Happiness Everywhere♥

La gata dijo...

Jajajjaja! Lo que me he reído!!! Lo de que se pongan cansinas y pregunten por qué no tienes su talla y por qué está tan poco rebajado, lo podía imaginar.
Pero, qué fuerte me parece lo de que cambien las etiquetas o cambien las cajas para llevarse los caros al precio más barato! LA gente hace eso?? xD Pero cómo puede ser tan.... ¿&%$&*+^???
Y además, cutres. Se creen que os la van a dar, que no vais ya vosotras tres pueblos por delante que ellas? Es que se piensan que antes que a ellas no se le ocurrió a nadie eso de cambiar laa etiqueta?
Joder, esto es la crisis, que hace que la gente saque la picaresca a pasear todavía más.
Pero es que, es de ser cutres. Tía, si quieres robar, vete al Santander o al BBVA, y pega un palo de 1000 millones de euros. Con dos cojones.
Pero pretender engañar a una dependienta para ahorrarte 20 tristes euros... Y no piensan en el puro que os puede caer a vosotras si os dan el cambiazo!!!

En fin, nena: paciencia!
Besos!

Gabriel Cruz dijo...

jejejeje pobre teté, haz planteado bien tu esquema y vaya que pinta a una lata, pero la gente es así y hay que tomarlo con filosofía, ánimo con lo que aun falta y que las incomodidades vayan leves ;)

Vanidad dijo...

ajajajajajajaja toda la razón, trabaje durante 2 años en Mango, y también nos pasaban movidas similares XDD la gente cómo es eh?
Un besote y ánimo!

Montse Prieto dijo...

ay chiquilla, como te entiendo!! No soy dependienta (aunque lo fui 4 años...) pero sí trabajo cara al público y anécdotas de este tipo tengo una, dos, o trecientas... :p

khymita dijo...

Buuufff ánimo!! vaya plan de rebajas.. si es que hay de cada una! pero bueno aunque a tí no te lo parezca a lo mejor el post que has puesto en sí es divertido ver lo que se inventa la getne XDD

aunque claro para tí que lo ves todos los días estarás hasta las narices, yo he encontrado sorpresas importantes XD jajaja

un beso!!

Paloma, My petite secret dijo...

jajaja que bueno y que recuerdos me trae..
" oye niña" lo odiaba o pss, pss como si fueses un perro aggg que se pensaran que somos
buen post!

Paloma dijo...

La gente es la leche jajajaja
un besito y animo

Rostard dijo...

Hola, a lo mejor ya no te acuerdas, pero como solucionaste lo de que no te aparecieran los comentarios. Tengo el mismo problema que tenías tú. Gracias.

Inma León dijo...

Que preciosidad, me encanta. no conocia tu blog. besos